Ud. eligió  el producto y la compañía adecuada (Vea mi post;  ¿Cómo elegir una compañía adecuada?)¡¡Ahora a entrar en acción!!.  Y es precisamente aquí donde empiezan los problemas.  No sabe por donde empezar.  Si el producto está relacionado con la salud y bienestar,  probablemente empiece a regalarlo a diestra y siniestra, esperando que el producto por sí solo haga el trabajo.  Pero, ¡¡ no lo hace!!.

Pero este desconcierto inicial no debe llamarle la atención, porque es normal. 

A fin de cuentas la familia y el sistema educativo nos han preparado para el cuadrante del empleado, por lo cual creemos que una vez obtenido los certificados y el título a nombre de la Nación,   se nos abrirá mágicamente el camino del éxito.  ¡Pero no hay ninguna garantía que eso suceda!.  Este camino fue viable en décadas pasadas, pero ya no ahora que vamos a un mundo donde el empleo tiende a agonizar. 

Como no hay Universidades o institutos para el cuadrante derecho, deberá aprender en la universidad de la vida.  Cuenta para ello con el apoyo de sus uplines que estarán dispuestos siempre a acompañarlo, animarlo y ayudarlo.

Pero para ello, Ud. debe tener en cuenta algunas cosas. 

Primero identificar a su principal enemigo.  ¿Intuye quien es?.   Podría pensarse que es un familiar directo, generalmente su cónyuge si es casado, o sus hermanos o padres, quienes al enterarse de su proyecto les dirán:  Bueno, ya déjate de cosas.  No has estudiado cinco años en la Universidad para dedicarte a vender cosas.  Lo dicen de buena intención, pues desean lo mejor para Ud.  Ellos le hablan mirando atrás y no el futuro.

Aquí el tema de fondo es ¿Pueden personas que están educados  por años con la cultura del cuadrante izquierdo, comprender y alentar a quienes deciden aventurarse en el lado derecho del cuadrante?.   La lógica y la experiencia dicen que NO.   Los matasueños están generalmente en el entorno íntimo del flamante networker.   

 Pero a pesar de lo expuesto, el principal enemigo no son ellos.  ¡¡ES USTED!!.  Sí, aunque Ud. no lo crea.  Y la razón es la misma:  Ud. ha sido educado y programado para trabajar en el cuadrante izquierdo.  Y de pronto ahora Ud. se apresta a incursionar en un océano nuevo para el cual no ha sido preparado. 

Por ello es importante la capacitación.  Asista a las reuniones que organice sus uplines.  Ud. necesita rescatar lo mejor de sí, para desarrollar sus aptitudes.  Ud. necesita motivarse, porque sin ello no llegará ni al primer mes.  Será parte de la estadística, es decir de los que empiezan muy motivados para luego terminar apagados.  He visto afiliados que han salido disparados como cohetes de Año Nuevo, iluminar el cielo con sus sueños e ilusiones, para luego apagarse y caer chamuscados a tierra. 

Y paralelamente junto con su upline  haga un plan de Negocios.  Esto es fundamental.  Cuando Ud. decide hacer una casa no empieza a apilar los ladrillos inmediatamente, hace primero un plano.  Si desea emprender un negocio del cuadrante izquierdo, por pequeño que sea, formula un perfil de negocio.  Si desea realizar una investigación, primero  hace un Plan de Investigación.

Por ello  formule su Plan de Negocios.  Reflexione, responda y ponga en blanco y negro las razones por las que va a iniciar este negocio del cuadrante derecho.  ¿Cuál es su objetivo?, ¿cuáles son sus metas para el primer mes, el sexto mes, el año?.  ¿Cuántas horas y días le va a dedicar a su negocio?.  Si Ud. trabaja 8 o más horas diarias en el negocio de otra persona o el Estado ¿Cuántas horas va a dedicarle a su propio negocio?.

Concrete todas estas ideas en un Plan y luego haga una lista de las primeras 50 personas a las que va a prospectar o invitar al negocio.   Luego coordine con su upline las reuniones que va a realizar para llegar a esas personas.

En todo emprendimiento lo mas importante es dar el primer paso.   Aplicando las lecciones de  “El Secreto” si Ud. desea viajar de Lima a Tumbes (más de 1,000 km.),  para empezar el viaje no necesita ver toda la carretera que le conduce a ese lugar.  Si es de noche, sólo requiere que los faros de su auto le iluminen los 20 metros que tiene por delante.   Si persiste llegará a Tumbes.

Les deseo un buen viaje.  Y si desean acompañarme escríbame a luisraulpb@yahoo.es